Libros

Y ahora...hablo yo

Memorias de una testigo privilegiada que viajó a Europa con Eva Perón

Tapa del libro Y ahora...hablo yo - Lilian Lagomarsino de Guardo -
Autor
Lilian Lagomarsino de Guardo
Editorial
Sudamericana
Cant. de páginas
277
Sinopsis

Lilian Lagomarsino de Guardo finalmente decidió hablar. Lo hace en un lenguaje femenino, directo, que permite al lector sentirse próximo a la autora y participar, de una manera poco convencional, en su vida tan singular como atractiva. La señora de Guardo es testigo directa de una época fascinante, muchas veces mal contada, y plena de intrigas: la sociedad argentina de los ’20 a los ‘ 80. A través de su historia, narrada con suma sencillez, nos acercamos a Eva Perón en su más profunda intimidad. “Una mezcla de tigre con paloma”, la define la autora, que fue la persona más cercana a Evita entre 1945 y 1948. Compartió con ella su cuarto, sus miedos, su coquetería, su religiosidad, y fue testigo privilegiada de su amor por los más necesitados.
No se ha editado aún en la Argentina un testimonio tan fidedigno y a la vez tan revelador. Gracias a este libro, el lector conocerá los aspectos menos difundidos de los primeros años del peronismo, entrará a la residencia presidencial y asistirá a diálogos inéditos y entretelones que jamás vieron la luz. Participará, además, del famoso viaje a Europa de Evita y advertirá, con Lilian, el gran cambio que se produce en su personalidad: “Ante mí tenía ahora a otra persona, que aunque continuara buscando mi protección, adquiría una dimensión distinta en cuanto a sus objetivos”.
Por estas páginas desfilan las vicisitudes de Lilian Lagomarsino de Guardo, una mujer que lo tuvo todo, pero que enfrentó grandes pruebas. Es maravilloso ver cómo sortea los problemas o sale de ellos fortalecida. Pocos podrán contar, como ella, los años de la adversidad y el exilio, los pormenores de lo que vivieron muchos peronistas y sus familias. Y la vuelta al entorno del poder, con el regreso del general Perón a la Argentina. Se trata de una vida especial, plena de emociones y renuncias.
En tono de diálogo con el lector, a veces incluso gracioso y empleando un lenguaje cotidiano, Y ahora…hablo yor esulta una obra diferente que atrapará a los lectores: alberga la riqueza y la espontaneidad de las fuentes de primera mano, y en ello reside lo más valioso de su testimonio. Sin dudas, algo que muchos argentinos estaban esperando.